Eclipses anulares: esos viejos desconocidos 

El Centro Astronómico Clavius planea observar un eclipse anular que será visible, en territorio mexicano, el 14 de octubre de 2023 

(Por: Dr. Gerardo Martínez Avilés, académico del Departamento de Física y Matemáticas, astrónomo y divulgador del Centro Astronómico Clavius, de la Universidad Iberoamericana Ciudad de México.)

Cuando uno oye hablar de eclipses de Sol, normalmente vienen a nuestra mente esas hermosas fotografías de la Luna cubriendo con precisión casi matemática al disco solar y una deslumbrante luz blanca que rodea al fenómeno, haciendo que la noche se presente durante el día durante algunos minutos. Esos famosos eclipses solares se conocen como eclipses totales. Sin embargo, existen otros dos tipos de eclipses de Sol que, al no ser tan vistosos como los totales, son mucho menos conocidos.

En primer lugar, están los llamados ‘eclipses parciales’ en los que efectivamente la Luna se atraviesa en el disco solar, pero como no llega a cubrirlo completamente se forma una especie de “cuerno”. Por otro lado, están los todavía menos conocidos eclipses anulares, donde la Luna se mete totalmente dentro del disco del Sol, pero al ser el diámetro aparente de aquella más pequeño que el solar, se forma una suerte de anillo de luz, y de ahí su nombre.

Tanto los eclipses parciales como los anulares no logran disminuir de manera considerable la luz que proviene del Sol y, por lo tanto, si uno no está enterado de que ocurren, entonces podrían pasar totalmente desapercibidos para cualquier despistado.

En conferencia virtual, la doctora en astronomía Lorena Arias Montaño, académica del Departamento de Física y Matemáticas y coordinadora del Centro Astronómico Clavius, de la Universidad Iberoamericana Ciudad de México, explicó de manera detallada la geometría de los eclipses, centrándose en esta charla en los eclipses anulares.

La especialista nos explicó que, al ser difíciles de observar, muchos eclipses anulares pudieron haber sido ignorados por los astrónomos del pasado. Recordemos que, en la historia de la astronomía, el movimiento del Sol, la Luna y los planetas no fueron completamente conocidos por los observadores del cielo hasta hace relativamente poco tiempo. Es por ello que quizás los eclipses anulares no fueron calculados precisamente, y varios de ellos, ignorados por completo.

De esta forma, la Dra. Arias Montaño mostró con evidencia histórica que son relativamente pocos los registros conocidos de eclipses anulares en los anales de la astronomía, y muchos de esos registros muestran características que hoy en día son difíciles de creer.

De cualquier forma, la astrónoma de la IBERO recordó al público asistente que el 14 de octubre de 2023 un eclipse anular será visible en territorio mexicano, aunque el eclipse anular completo se apreciará solamente desde el estado de Campeche. En el Centro Astronómico Clavius estamos ya planeando la observación de dicho fenómeno, para estar bien preparados cuando llegue el momento y, si es posible, contribuir en el conocimiento y registro de estos fenómenos, así como lograr fotografiarlo para compartirlo con los amantes de la astronomía.

La charla completa puede verse en el siguiente enlace: https://www.facebook.com/ClaviusIbero/videos/680989439684582