Principal

Alimentos que nunca deberías calentar en microondas

 

Agosto 2 del 2022.-Con la aparición del microondas ocurrió una revolución en las cocinas domésticas a nivel mundial y aunque llevan casi 70 años con nosotros parece que todavía no hemos acabado de entender bien cómo se usa este electrodoméstico.

El mal uso del microondas puede ser peligroso, desde alimentos que pueden llegar a explotar, hasta utensilios que pueden contaminar la comida. Estas son algunas cosas que no deberíamos calentar en el microondas.

Huevos

Cuando se calienta un huevo duro en el microondas se generan pequeñas bolsas de agua dentro de la yema, estas bolsas se calientan muy por encima de la temperatura normal de ebullición y cuando estas se muerden o se pinchan pueden acabar explotando.

Margarina, mantequilla y leche

 El problema de calentar la leche en el microondas es que se pierden la mitad de los nutrientes que esta proporciona, así como un 40% de la vitamina B12. Lo mismo pasa con la mantequilla y la margarina, puede llegar a perder el poco valor proteico que tienen.

Frutas y verduras

 La gran mayoría pierde sus nutrientes al calentarse en el microondas, además las frutas y verduras con un interior más blando pueden llegar a explotar.

Si te han sobrado espinacas, acelgas, apio, remolacha, hinojo o cualquier otra verdura cocida del día anterior, tampoco las recalientes, las ondas del aparato doméstico podrían convertir un compuesto llamado nitrato en nitrosaminas, que se consideran cancerígenos.

Calentar chiles o pimientos picantes podrían afectar la salud ocular, debido al irritante vapor que pueden desprender.

Palomitas de maíz

Los envoltorios en los que vienen las palomitas de maíz para microondas suelen contener ácido perfluorooctanoico conocido también como C-8, una sustancia que si se acumula en el organismo puede causar cáncer endocrino y sanguíneo, esterilidad y problemas en el hígado, entre otros.

Carnes procesadas

Las salchichas, chorizo, tocino, hamburguesas y otras carnes procesadas llevan conservantes y sustancias químicas que permiten que se conserven durante más tiempo. Sin embargo, al recalentar estas carnes en el microondas, se generan en sus componentes COPs (productos de colesterol oxidado) que dañan sus bacterias y las vuelven tóxicas para el consumo humano.

Recipientes de comida a domicilio

 Muchas veces aprovechamos los recipientes que la comida a domicilio provee para su entrega, pero a la hora de calentarlos es mejor retirar este recipiente, esto debido a los gases tóxicos que pueden emitir o incluso la posibilidad de que estos se quemen.

En este caso es mejor calentar la comida en un plato aparte. En caso de que el recipiente indique que si es apto para meter al microondas, verificar que no tienen tapas de aluminio y evitar igualmente los papeles o cartones con impresiones, ya que la tinta puede evaporarse y mezclarse con la comida.