Madrid — Marzo 25 del 2020.-(AP).-El número de fallecidos a causa del coronavirus en España subió en más de 700 personas este  miércoles, superando a China en decesos y colocándose solo por detrás de Italia, mientras la pandemia seguía expandiéndose rápidamente por Europa. Hasta el heredero al trono de Gran Bretaña, Carlos de Inglaterra, dio positivo por el virus.

En India, la mayor democracia del mundo, el gobierno puso a sus 1,300 millones de habitantes en cuarentena y los legisladores estadounidenses aprobaron por fin un enorme paquete de ayudas de 2 billones de dólares que impulsó a las bolsas de todo el mundo.

España registró un incremento diario récord de 738 fallecidos, que elevó el total de víctimas mortales a 3,434, superando las 3,285 de China, dijo el Ministerio de Sanidad. El número de contagios aumentó un 20% a 47.610 personas, con más de 5,000 pacientes ya recuperados.

Más de 400.000 casos del nuevo coronavirus fueron declarados oficialmente en el mundo hasta el martes desde el inicio de la pandemia, según un recuento realizado por la AFP a partir de fuentes oficiales.

En Barcelona, una ciudad normalmente bulliciosa, las figuras cubiertas por cajas, mantas, colchones o carpas destacan en el extraño vacío. Las personas sin hogar dijeron a The Associated Press que se sienten más abandonados que nunca mientras la población se atrinchera en sus casas.

“Es como si hubiera habido una explosión nuclear, y todos estuvieran metidos en el búnker. Solo quedamos nosotros fuera, los sintecho”, explica Gana de 36 años, que vive en la calle desde hace más de 8 años y solo utiliza un nombre.

El sistema de salud español está desbordado y se han convertido hoteles en hospitales. En la capital, Madrid, se habilitó una pista de hielo como morgue temporal. Está previsto que el Congreso de los Diputados vote más tarde en el día a favor de ampliar la declaración de estado de alarma, que permite ordenar el confinamiento de la población, por dos semanas más hasta el 12 de abril.

Carlos de Inglaterra dio positivo al nuevo coronavirus. El príncipe , de 71 años, sufría síntomas leves de COVID-19, la enfermedad causada por el virus, y estaba aislado en una propiedad de la familia real en Escocia, según su oficina. Su esposa, Camila, de 72 años, dio negativo.

El príncipe “ha mostrado síntomas leves y, por lo demás, se mantiene en buen estado de salud y ha estado trabajando desde casa durante los últimos días como es costumbre”, añadió.

En India, donde dio comienzola mayor cuarentena del mundo, hay apenas 450 casos de coronavirus por la escasez de test para pruebas, pero su primer ministro, Narendra Modi, advirtió que si no tomaba medidas esto podría hacer que el país retrocediese décadas.

Esta medida sin precedentes busca evitar que el virus provoque el colapso de su frágil sistema de salud, como ya ocurrió en partes de Europa y como podría pasar en los focos más importantes de Estados Unidos, como Nueva York. Todo, a excepción de servicios esenciales, estaba cerrado en India, las normalmente bulliciosas estaciones de tren de la capital, Nueva Delhi, estaban desiertas y sus calles estaban en silencio.

“Delhi parece una ciudad fantasma”, dijo Nishank Gupta, un abogado. “Nunca antes había visto la ciudad tan tranquila”.

Italia es la nación europea más castigada por la pandemia con más de 69,000 casos y 6,800 fallecidos. Las autoridades están investigando si un partido de Liga de Campeones disputado en Milán en febrero pudo avivar una crisis que está desbordando los hospitales. Los médicos se ven en la obligación de elegir quienes reciben los cruciales respiradores y quiénes no.